La elegancia del punk o cómo Guerrilla Translation se reinventó en pos del cooperativismo abierto

De dónde venimos, hacia dónde vamos

Si no estás familiarizado con Guerrilla Translation, aquí tienes un breve resumen. Fundado en Madrid en el año 2013 e inspirado por los movimientos 15M y Occupy, GT es un colectivo de traducción P2P orientado al procomún. Concebido desde el inicio como un nuevo medio de vida para traductores activistas, el colectivo combina dos papeles compatibles: el de colectivo de traducción voluntaria impulsado por el activismo (social, medioambiental, etc.) y el de agencia que ofrece servicios de traducción y de comunicaciones mediante contratos. Parte de las ganancias de este trabajo remunerado por encargo se destinan a financiar la misión social a través del pago retroactivo a los traductores por su trabajo voluntario, también llamado trabajo “pro bono”. Parece sencillo, ¿verdad? Pues, tal y como nos dimos cuenta muy pronto, cuando se trata de empezar algo desde cero que además es totalmente nuevo y orientado al procomún, los detalles revelan una complejidad inesperada.

Lo primero de lo que nos dimos cuenta en el año 2014 fue que necesitábamos un sistema mejor para organizar el trabajo remunerado y el trabajo pro-bono. Decidimos adaptar un modelo de gobernanza en desuso de código abierto y adaptarlo a nuestra ideología y necesidades (el modelo original tenía un toque de ‘start-up’ de lo más tradicional). Tratamos este asunto durante más de un año pero nunca llegamos a una versión final debido a la falta de compromiso. Mientras tanto, GT prosperaba: la comunidad nos apreciaba, nuestras traducciones llegaban a más gente que nunca y el flujo de ofertas de trabajo era cada vez mayor. Al mismo tiempo, existía un desequilibrio entre el trabajo productivo, fácil de acreditar, y todo el trabajo reproductivo e invisible tan necesario para que un proyecto siga prosperando.

Ante la frustración de este desajuste, algunos decidimos tomarnos un extenso período sabático en este proyecto, con la excepción de nuestra exitosa campaña de crowdfunding o financiación colectiva para traducir y publicar el libro de David Bollier titulado Pensar desde los comunes: una breve introducción. Fue una campaña relevante por varios motivos como el uso de la Licencia de Producción de Pares y un innovador modelo de publicación distribuido denominado ‘Piensa global, imprime local’. La actividad del lado pro bono se activó de nuevo en los meses previos a la campaña y esta logró alcanzar sus objetivos, llegando a publicar el libro en otoño del año 2016.

No obstante, GT seguía padeciendo la misma dualidad tras la campaña de crowdfunding: un capital social sólido y ofertas continuas de trabajo remunerado pero sin una estructura clara de gobernanza que garantizara un reparto justo de trabajo y retribución al mismo tiempo que lograra mantener su misión social.

Para el año 2017, las relaciones de confianza entre los miembros que permanecían en el equipo se habían consolidado. Parecía el momento adecuado para aclarar nuestros valores y objetivos, reconsiderar el incompleto modelo de gobernanza y analizar las lecciones que habíamos aprendido durante casi 5 años de andadura como colectivo. Era indiscutible que para poder ‘recargar/actualizar’ GT de forma organizada y sostenible debíamos reunirnos físicamente. Comenzamos a diseñar nuestro encuentro ideal, estableciendo nuestros objetivos y seleccionando los invitados. Después nos pusimos en contacto con expertos en campos como la tecnología, las organizaciones descentralizadas/no jerárquicas, dinámica y gobernanza, invitándoles a que nos ayudaran a desarrollar un modelo de gobernanza y una estrategia de continuidad a largo plazo para GT.

Para celebrar esta reunión era necesario contar con apoyo económico y recurrimos a Fundaction, una plataforma de financiación participativa a nivel europeo dedicada a la transformación social. Fundaction ofrece diversos tipos de ayudas y entre ellas se encuentra Rethink (Reflexionar), una subvención dirigida a propuestas de intercambio, desarrollo de capacidades y creación de redes. Solicitamos la subvención Renew (Renovar) en noviembre del 2017. A finales de diciembre del 2017 finalizó la primera ronda de votaciones para las iniciativas en la categoría de Rethink y en enero de 2018 se anunciaron los destinatarios de las subvenciones Rethink de manera oficial: Guerrilla Translation fue una de las propuestas ganadoras. Nos sentimos humildes y agradecidos por recibir este respaldo y reconocimiento (¡conseguimos el mayor número de votos!) y seguimos apreciando enormemente el apoyo de Fundaction.

Reflexionando entre montañas y ríos

Hervás es un pequeño pueblo de montaña en Extremadura, al oeste de España, donde viven Ann Marie Utratel y Stacco Troncoso, los cofundadores de Guerrilla Translation. Declarado como cantón anarquista durante la Primera Revolución Española y situado en plena naturaleza, Hervás parecía el lugar perfecto (¡y el más barato!) para celebrar una reunión fructífera entre los miembros de GT y el selecto grupo de amigos.

Antes del encuentro redactamos una primera versión 0 del “Modelo de gobernanza de cooperativa abierta”, inspirada en el original pero adaptada a los ideales del cooperativismo abierto, un método que combina las ideas de los comunes y de la cultura libre con la amplia tradición social del movimiento cooperativo. Queríamos ofrecer un “propósito tangible en el que los participantes de las jornadas pudieran implicarse, además de criticarlo y desarrollarlo”.

Elaboramos un presupuesto del proyecto y una lista de invitados idóneos y, después de mucho conversar y revisar las agendas, invitamos a siete personas ajenas al colectivo:

Decidimos invitar a estos mentores no solo por su afiliaciones profesionales y conocimientos apropiados, sino también por algunas de sus aptitudes personales. Nos imaginamos la manera en que estas personas podían interactuar como grupo y convertirse en aliados de nuestro colectivo. La constitución definitiva de las jornadas presentó una proporción de mujeres y hombres de 10 a 3, lo que a su vez refleja la propia proporción de género de Guerrilla Translation.

GT estuvo representada en esta reunión por cinco de los seis miembros actuales (Mercè Moreno Tarrés, Susa Oñate, Lara San Mamés, Stacco Troncoso y Ann Marie Utratel). Por último, Lucas Tello de Zemos98 fue contratado para llevar a cabo la metodología y dinámica de las jornadas.

De izquierda a derecha y de arriba y abajo: Carmen Lozano Bright, Stacco Troncoso, Natalia Lombardo, Bronagh Gallagher, Lucas Tello, Susa Oñate, Virginia Díez, Mercè Moreno Tarrés, Richard D. Bartlett, Ann Marie Utratel, Lara San Mamés, Sarah De Heusch, Emaline Friedman

Unas jornadas de lo más agradables

Del 22 al 24 de mayo de 2018 trabajamos de manera conjunta en los objetivos, valores y evolución futura de Guerrilla Translation a la vez que creamos vínculos, apoyo mutuo y una atmósfera cálida y afable.

Zemos98 diseñó una metodología en colaboración con GT que favorecía los procesos colaborativos inclusivos, confiaba en el conocimiento entre pares y tomaba la diversidad como la base intelectual del trabajo colectivo.

El primer día los participantes se dividieron en dos grupos y comenzaron a definir los valores y objetivos de GT. Los valores, por un lado, incluían aprendizaje entre pares, transparencia, diversidad, resiliencia asociada a una autorreflexión sistemática, equidad, flexibilidad, práctica de crear procomún, equidad, familiaridad, trabajo artesanal de gran calidad y una visión prefigurativa, sin dejar de lado el anhelo de lograr una transformación política mediante las relaciones tanto dentro como fuera del colectivo.

A raíz de este ejercicio surgieron ideas y palabras compuestas muy divertidas como “transconfianza” (trustparency), la mezcla entre confianza (trust) y transparencia (transparency) y “simplejidad” (simplexity), término que reflejaba la necesidad de equilibrar la complejidad (complexity) y la sencillez (simplicity).

“Mi reflexión principal sobre el evento es que fuimos a trabajar en un único colectivo pero durante el proceso sentí que todos estábamos trabajando en todos nuestros colectivos a la vez” – Richard D. Bartlett

En cuanto a los objetivos, los equipos describieron GT como un entorno dirigido al aprendizaje entre pares y la tutoría, que obviamente están relacionados con la creación de traducciones artesanales de gran calidad y de otras estrategias comunicativas pero también con la promoción de una cultura colaborativa. GT como proyecto demuestra que es posible alcanzar una economía alternativa y post-capitalista que puede desarrollarse a varios niveles. El primer paso es ofrecer a los traductores (y al resto de profesionales de los medios de comunicación) una forma de realizar un trabajo remunerado dejando a un lado las estructuras capitalistas y crear al mismo tiempo un patrimonio común de conocimiento translingüístico. GT también puede contribuir a promover la transformación personal hacia un futuro orientado al procomún mediante prácticas cotidianas concretas (y no solo marcos teóricos), gracias sobre todo a su énfasis en el reconocimiento del trabajo reproductivo y del poder. Por lo tanto, GT podría ser un proyecto modélico de cooperativismo abierto y de un entorno multiconstituyente a escala internacional que realiza un trabajo social y ecológicamente valioso al mismo tiempo que crea procomún.

¿Cómo podíamos alcanzar estos ambiciosos objetivos y mantenernos fieles a nuestros valores? Durante dos días y medio, ambos grupos desarrollaron prototipos y líneas cronológicas por separado sobre el futuro a corto y medio plazo de GT para ayudarnos a diseñar y poner en práctica un modelo de funcionamiento.

El tercer día, los equipos presentaron un resumen de sus conversaciones y su línea cronológica sobre los posibles futuros del colectivo. Cada equipo consideró las mismas áreas (comunidad, gobernanza, plataforma y finanzas) y expuso una visión coherente pero distinta sobre las acciones que GT debía llevar a cabo a corto plazo. Las diferencias en los resultados de cada equipo son muestra del equilibrio fundamental que existe en todos los comunes: la dialéctica entre la cultura (que define las motivaciones compartidas por el grupo y sus perspectivas para el futuro) y la estructura (que concreta la cultura del grupo en formas jurídicas y procesales). La cultura y la estructura mantienen una relación de codependencia en un común: no puede existir la una sin la otra y el complejo equilibrio entre ambas puede dar lugar a comunidades autogestionadas y resistentes.

Puedes leer nuestro informe detallado de las jornadas y examinar el prototipo de cada equipo, pero estos son los puntos principales:

El grupo 2 estuvo compuesto por Richard D. Bartlett, Virginia Díez, Carmen Lozano Bright, Lara San Mamés, Sarah de Heusch y Ann Marie Utratel y se centró en la cultura del colectivo, las relaciones personales y la confianza. En su presentación, el grupo sugirió numerosas estrategias para afianzar el compromiso de los miembros y en la valoración del trabajo reproductivo como equivalente al trabajo productivo. El grupo argumentó que es necesario contar con una cultura resiliente y madura para poder diseñar estructuras que reafirmen los valores prácticos existentes en vez de imponerlos desde el punto de vista técnico.

En cuanto a las prioridades y estructuras empresariales, el grupo 2 hizo hincapié en la flexibilidad estructural, acorde a las necesidades del colectivo. Se introdujo el término concurrencia, un principio computacional que describe el trabajo que se realiza no solo en paralelo, es decir, personas haciendo cosas distintas al mismo tiempo, sino también en distinto orden, no como una cadena de procesos. Este concepto resultaría esencial para combinar ambos modelos. 1

Mientras que el grupo 2 se centró en la cultura de grupo, el grupo 1, formado por Emaline Friedman, Bronagh Gallagher, Natalia Lombardo, Mercè Moreno Tarrés, Susa Oñate y Stacco Troncoso) codiseñó un posible modelo para lograr que la cultura comunitaria de GT prospere.

El grupo concibió una plataforma digital de software libre que trate todas las transacciones y asuntos contables y además esclarezca los acuerdos de gobernanza elaborados en el estrato cultural. De la misma forma en que un fideicomiso de propiedades comunitarias perpetúa unos valores sociales específicos en su estructura de titularidad compartida, la plataforma representa la conformidad del colectivo para con un conjunto de normas voluntarias autogestionadas al mismo tiempo que es responsable de su supervisión y ejecución. Al operar como núcleo de una cadena que promueve debates continuos sobre el trabajo reproductivo y valores externos, la plataforma supera la función del “poli malo” digital que a menudo está presente en las Organizaciones Autónomas Descentralizadas (en inglés Decentralized Autonomous Organization o DAO). Mediante el uso de unos flujos de valor fáciles de visualizar los miembros de Guerrilla Translation podrían dialogar y reprogramar la plataforma para garantizar que todos sean escuchados y velar por la equidad del colectivo.

El grupo también contempló GT como una oportunidad educativa para todas aquellas personas interesadas en la traducción, el cooperativismo abierto y la organización no jerárquica de espacios digitales. Asimismo, su trabajo se centró en el reconocimiento del trabajo reproductivo y en las estrategias de integración de nuevos miembros. 2

Después, los dos grupos identificaron cualidades con las que el colectivo ya cuenta: un equipo multidisciplinar, reconocimiento entre iguales, una red consolidada, buena reputación, ofertas de trabajo, potencial en materia de inversión, una imagen atractiva y un modelo económico y de gobernanza innovador. Además, el colectivo siempre ha contado con un alto porcentaje de mujeres como miembros (75-85%) y uno de sus compromisos ha sido el de centrarse en las realidades y necesidades de la vida real, creando mejores condiciones para el trabajo digital.

Estas necesidades comprenden: una estructura legal nueva y sistemas de facturación y pago compatibles con el modelo, fondos iniciales para desarrollar tanto la configuración cultural (comunidad y gobernanza) como la estructural (plataforma y aspecto legal/financiero) del colectivo durante los dos primeros años y poner el código fuente a disposición de la comunidad en general, la incorporación y formación de nuevos miembros comprometidos con el colectivo (hasta un máximo de 10 o 15) y la adaptación de la estructura para incluir otras filiales de colectivos de ilustradores, programadores, diseñadores gráficos, etc. Todos coincidieron en que el equipo principal de GT debía organizar una reunión posterior a este encuentro para asimilar los resultados de estas jornadas y tomar decisiones.

“GT fue una experiencia personal y profesional increíble. Consiguió materializar lo enérgico, eficaz y divertido que es colaborar con profesionales en su ámbito con unos puntos de vista y experiencias diferentes. Así funciona la inteligencia colectiva. También me quedó muy clara la forma en que las mujeres abordamos cualquier cuestión: tomando en consideración las emociones y los asuntos personales, escuchando y no siendo una organización “autoritaria”. Fue genial” – Sarah de Heusch

Los dos grupos presentaron sus cronogramas propuestos e intercambiaron ideas sobre ambos 3No hemos detallado esta parte aquí, pero sí expondremos cómo estas líneas temporales se fusionarían en la siguiente reunión (¡Cuidado: contiene spoilers!).

El último día nos reunimos para celebrar una ceremonia de clausura en círculo, donde nos planteamos dos preguntas:

  1. ¿Qué has aprendido de esta experiencia?
  2. ¿Te gustaría colaborar en el futuro de GT? ¿Cómo? 

Todos los participantes expresaron su agradecimiento por haber participado en estas jornadas al equipo organizador, sobre todo a Lucas Tello, cuya labor de moderación, discreta pero profundamente eficaz, supuso un firme apoyo y permitió que se creara una atmósfera agradable y distendida. Todos sentimos que habíamos aprendido mucho, no solo sobre GT o el proyecto, sino también sobre nosotros mismos y nuestros propios grupos y colectivos. Algunos afirmaron que ese había sido el mejor evento del que habían formado parte. Todos nos sentimos encantados de haber disfrutado de una experiencia motivadora y donde pudimos conocernos mejor unos a otros al realizar en común las actividades, comidas, salidas por Hervás, etc.

Aspectos como la vulnerabilidad, la transparencia y la voluntad de explorar las aparentes tensiones y contradicciones del grupo fueron bien recibidos, considerando la intimidad entre los participantes como un requisito previo a la creación de alternativas a las relaciones típicamente jerárquicas o patriarcales. Por último, la proporción de hombres y mujeres también destacó como un rasgo distintivo del encuentro y los tres hombres presentes expresaron su profunda gratitud por compartir tal espacio, algo que no les es fácil de encontrar.

Los participantes acordaron ayudar a que GT se convirtiera en un proyecto insignia del Cooperativismo Abierto y los propios miembros de GT se comprometieron a llevar a cabo una reunión posterior cuanto antes para analizar los resultados de las jornadas (este encuentro tuvo lugar en Hervás a finales de junio, justo un mes después de la reunión inicial).

Promover la cultura, construir la estructura

Todos los asistentes reconocieron que las jornadas de Guerrilla Translation Reloaded fueron todo un éxito. Los miembros e invitados de GT generaron un amplio abanico de posibilidades pero atenuado por la realidad y la experiencia. ¿Cómo podía GT formar una estructura coherente con las sugerencias recibidas?

El equipo central de Guerrilla Translation, formado por Mercé Moreno Tarrés, Susa Oñate, Lara San Mamés, Stacco Troncoso y Ann Marie Utratel, se reunió una vez más en Hervás para responder a esta cuestión durante un nuevo encuentro de tres días.

Tras revisar los prototipos, el equipo decidió mantener una serie de conversaciones temáticas para llegar a acuerdos en áreas clave como la integración de nuevos miembros, nuestra comunidad, la regularidad de nuestros contactos y las herramientas que usaríamos para ello, la disponibilidad y las áreas de trabajo de cada persona, el seguimiento/registro y valoración del trabajo reproductivo, la orientación y apoyo mutuos y el relanzamiento público del proyecto en septiembre de 2018.

El equipo principal también acordó adoptar y desarrollar las pautas descritas en Patterns for Decentralised Organising[Pautas para organizaciones descentralizadas] de Richard Bartlett. Durante las jornadas, Richard defendió apasionadamente la necesidad de que los grupos generen más intimidad y una mayor cultura grupal , y las pautas suponen un punto de partida fantástico 4. Son las siguientes:

  • Producir (contra) cultura deliberadamente
  • Repartir el trabajo reproductivo de forma sistemática
  • Hacer referencia explícita a las normas y límites
  • Continuar debatiendo acerca del poder
  • Recorrer la infraestructura de comunicación
  • Introducir nuevas herramientas con cuidado
  • Tomar decisiones de manera asíncrona
  • Crear una caja de herramientas para la toma de decisiones
  • Establecer una regularidad en la comunicación para tratar la sobrecarga de información
  • Generar nuevas pautas de forma conjunta
  • Evitar los bloqueos con la ayuda de expertos externos al colectivo

Concurrencia: una línea temporal común

Tras haber alcanzado un acuerdo en casi todos los asuntos, el grupo principal prosiguió con la creación de una línea temporal que reflejara lo mejor de cada prototipo. No resultó una tarea fácil pero se consiguió establecer un esquema narrativo general que nos ayudara a comprender todo cuanto teníamos sobre la mesa.

La ‘concurrencia’, como ya hemos visto, es una de las principales características de este esquema. Recordemos que este es un concepto planteado por Richard Bartlett como ‘término informático que es en sí mismo un principio de gestión útil, dado que el trabajo puede realizarse no solo en paralelo (personas haciendo cosas distintas) sino también en distinto orden y no como parte de una cadena de procesos’.

El equipo estaba entusiasmado por resolver las aparentes contradicciones y constituir sistemas resilientes y es por ello que el cronograma se dividió en dos partes principales:

  • PRIMERA FASE: Modelo viable mínimo (que supuestamente finalizaría en 6-12 meses)
  • SEGUNDA FASE: Lucas 9000 (que supuestamente comenzaría a los 6-18 meses)

La flexibilidad del inicio y finalización de estas fases se debe al carácter imprevisible de las actividades simultáneas. La Primera Fase contiene muchas de las ideas de fomento cultural que expresó el grupo 2. La mayoría de las ideas estructurales propuestas por el grupo 1 comienzan de forma paralela en esta primera etapa pero más lentamente, desarrollándose plenamente ya en la Segunda Fase. Cada una de las fases tiene unos elementos característicos:

Primera Fase

La Primera Fase se caracteriza por el uso de un Modelo Viable Mínimo (MVM) de gobernanza/económico, sujeto a la aplicación inmediata (o, incluso, el pleno cumplimiento) del Modelo de Gobernanza de Cooperativismo Abierto e incluyendo los cambios acordados en la reunión posterior al encuentro. La Primera Fase tendrá como prioridad tres líneas de trabajo:

  • Investigación e implementación de la estructura legal del MVM, incluyendo entidades como una asociación basada en España, la ‘plataforma grupal’ equivalente a Smart, Open Collective o una compañía electrónica con sede en Estonia como posibles vías para facturar y recibir ayudas.
  • Desarrollo comunitario: relativo a la comunidad existente (y a sus herramientas y procesos) y también a otros miembros de la comunidad mediante un manual, difusión selectiva, etc. Este apartado incluye los círculos de trabajo potenciales que pueden establecerse en la comunidad.
  • Financiación del proyecto: es necesario contar con unos fondos iniciales para fomentar los dos objetivos principales y otros propósitos para que GT se abra paso y llegue a ser una cooperativa abierta orientada al procomún. Esta labor específica requiere desarrollar propuestas de proyectos, elaborar presupuestos y forjar alianzas.

Durante la Primera Fase el equipo seguirá utilizando sus herramientas de comunicación y de trabajo como prueba para la Segunda Fase.

Segunda Fase

La Segunda Fase se caracteriza por la implantación de Lucas 9000, la ‘ventanilla única’, la herramienta integral perfecta para las necesidades de Guerrilla Translation.

Concebida como una etapa que, siguiendo las sugerencias de Emaline Friedman en el grupo 1, utilizaría Holo de manera integral, la Segunda Fase proyecta GT como organización cooperativa distribuida (en inglés, ‘Distributed Cooperative Organization’ o DCO), una interpretación de las organizaciones autónomas descentralizadas basadas en Ethereum (en inglés, ‘Decentralized Autonomous Organizations o DAO). Estas últimas son entidades de códigos capaces de realizar pagos, imponer sanciones y hacer cumplir normas y acuerdos sin que intervenga ninguna persona. Lucas 9000 estará centrado en la persona, atendiendo a las ideas y valores fundamentales de los traductores ‘humanos’ de Guerrilla Translation.

Con la implantación de Lucas 9000 y como organización cooperativa distribuida abierta, Guerrilla Translation emplearía esta plataforma basada en Holo para efectuar trámites (facturación externa, trabajos pro bono, trabajo reproductivo medido en horas, etc.). La estructura legal se articulará en torno a un marco cooperativo distribuido mediante la red emergente de Holo y el uso de HoloFuel como instrumento de cambio, una criptomoneda estable creada recientemente por Holo que está respaldada por activos. Lucas 9000 también ofrecerá información precisa y gráfica sobre el estado del colectivo, propiciando la comunicación entre los miembros y una serie de herramientas de código abierto (dApps) para gestionar el flujo de trabajo y las colaboraciones con otros miembros del grupo.

Todo el trabajo comunitario de la Primera Fase se sigue desarrollando y ampliando en la Segunda Fase. En esta etapa el colectivo prevé la creación de un equipo multilingüe distribuido geográficamente que trabaje de forma conjunta mediante la plataforma, lo cual impulsará el desarrollo actual centrado en la comunidad a la vez que atenderá las necesidades del colectivo mediante círculos de trabajo fluidos.

“El futuro del proyecto parece prometedor por la claridad de su perspectiva. Llevar a cabo un trabajo político y social significativo no es un elemento secundario. La determinación de imbuir todo eso en la estructura de la organización dice mucho de la sabiduría del grupo: la inversión del tiempo es un elemento muy potente, los traductores y editores deben ser capaces de realizar el trabajo que les apasione abiertamente, siguiendo a sus corazones, y la prioridad que se le otorga al colectivo sirve como ejemplo para todas las personas implicadas en él, fomentando y perfeccionando los valores comunes. Por no mencionar que mientras desarrollábamos prototipos las ovejas se perseguían unas a otras alegremente y las cabras balaban…” – Emaline Friedman

El Plan Lucas: una línea temporal combinada

La línea temporal que combina ambos planes fue acuñada como ‘El plan Lucas’. 5 El equipo planificó todas las tareas acordadas de cada cronograma y las situó en una línea temporal de dos años de duración en función del esquema general que hemos mencionado anteriormente.

La línea temporal combinada puede consultarse en cualquier momento en esta hoja de cálculo.

Y ahora, ¿qué pasa con Guerrilla Translation?

En el momento de escribir esta entrada (finales de agosto de 2018), el equipo de Guerrilla Translation se siente lleno de energía y motivado para llevar a cabo nuestras tareas.

  • Como Comunidad, estamos esquematizando nuestras capacidades, estableciendo nuestros ritmos de grupo, reclamando el capital social de GT, manifestando nuestro compromiso con el proyecto y asesorando y apoyándonos unos a otros. Estamos elaborando una primera versión del manual de Guerrilla Translation y contactando con traductores específicos.
  • En cuanto a la Gobernanza, estamos investigando las estructuras legales de la Primera Fase del cronograma. También estamos actualizando el modelo de gobernanza con toda la información y decisiones que tomamos tras el encuentro GT Reloaded y estamos empezando a implementarlo de manera gradual.
  • Las tareas financieras incluyen tanto la gestión presupuestaria de los proyectos en función de nuestra línea temporal como la elaboración de propuestas de financiación detalladas y su posterior difusión con socios potenciales. También estamos explorando nuevas fuentes de ingresos.
  • En lo que respecta a tecnología, estamos definiendo y habituándonos a nuestras herramientas de comunicación y de trabajo, actualizando las páginas web y colaborando estrechamente con Holo para la futura implantación de Lucas 9000.

Si quieres saber más, puedes acceder al informe completo de las jornadas (redactado en inglés) en el que se detallan nuestras conversaciones y decisiones. Si estás interesado en colaborar con nosotros como particular o como organización, te recomendamos que leas el informe completo.

De izquierda a derecha: Mercè Moreno Tarrés, Lara San Mamés, Georgina Reparado (in spirit), Ann Marie Utratel, Susa Oñate, Stacco Troncoso

Estamos entusiasmados y preparados para esta nueva etapa. Desde que se fundó en el año 2013, Guerrilla Translation ha experimentado muchas idas y venidas, cambios, decepciones y éxitos. Ahora todos somos mayores, más sabios y esperemos que también seamos más humildes y amables. Mientras redactamos estas líneas, Guerrilla Translation está con las pilas cargadas de nuevo y lista para bailar. ¡Acompáñanos!


Stacco Troncoso y Ann Marie Utratel escribieron esta entrada basándose en el Informe Completo de Guerrilla Translation Reloaded, que se escribió de forma colectiva, y fue traducido por Lara San Mamés. Todas las imágenes (excepto la captura de pantalla de ‘Rethink’) son del equipo de Guerrilla Translation y están bajo la protección de la Licencia de Producción de Pares, Atribución P2P condicional no comercial y Sharealike. La imagen de ‘Rethink’ de Fundaction es obra de Sylvain Mazas y está bajo la protección de la Licencia Creative Commons BY-NC-SA.

Producido por Guerrilla Translation bajo una Licencia de Producción de Pares.


Notas

0. [Se ha elaborado la versión actualizada del Modelo de Gobernanza de Cooperativas Abiertas (V 2.0). Esta revisión contiene cambios radicales con respecto a la versión 1.0 y la versión en inglés se puede leer aquí. Además es posible consultar el historial de las versiones aquí]
1. [Para obtener la versión completa de las conclusiones del grupo 2, lee la sección específica del informe completo de Guerrilla Translation en nuestra wiki.]
2. [Al igual que con el grupo 2, la versión completa de las presentaciones del grupo 1 pueden verse aquí.]
3. [De nuevo, para obtener todos los detalles de las propuestas y métodos de cada grupo, lee nuestro informe completo sobre las jornadas.]
4. [Si estás interesado en la magnífica labor de Richard D. Barttlet’s y Natalia Lombardo sobre organizaciones descentralizadas y no jerárquicas, visita su página web The Hum. Sus talleres son altamente recomendables.]
5. [Esto también hace referencia al inspirador movimiento por la soberanía tecnológica y de diseño de Gran Bretaña de finales de los años 70]

Comparte tus impresiones